Storage

Invernaje y custodia de embarcaciones

Una vez finalizada la temporada, Island Yachts Broker se encarga de recoger su embarcación allí donde esté para ofrecerle los servicios necesarios de invernaje y custodia en naves.

Este servicio le asegura el mejor estado de su barco para la próxima temporada.

Realizar un buen invernaje de su embarcación no solo le permitirá mantenerla en mejores condiciones y evitar averías, sino que alargará su vida y permitirá una mejor postventa en caso necesario.

Island Yachts Broker propone 9 puntos clave para el invernaje de embarcaciones en Menorca:

1) Previsión y programación

Cuando se acaba la temporada de navegación, siempre y cuando no tenga previsto volver a navegar, lo más recomendable es realizar un completo invernaje de todos los componentes de su embarcación, para evitar que la inactividad pueda dañarla en mayor o menor medida, sobre todo si mantiene el barco en el agua durante todo el invierno.

Para ello, resulta recomendable preparar previamente un buen plan de trabajo, preferiblemente con fechas de término, para evitar que vaya pasando el tiempo y acabe, llegada otra vez a la primavera, con el trabajo sin hacer.

Es importante definir, en primer lugar, las tareas a realizar, clasificándolas por sectores como pueden ser, por ejemplo, electrónica, mecánica, accesorios y equipamiento, o cubierta e interiores.

2) Interiores

En días soleados y preferiblemente con algo de viento se deben abrir todas las escotillas y limpiar todos los interiores: techos, escotillas y paredes, poniendo especial atención en los rincones, donde la humedad facilita el florecimiento de moho. También se realizará una limpieza exhaustiva de aseos, duchas y cocina, además de fregar el suelo para eliminar restos de grasa o cabellos, que siempre acaban atascando las bombas de achique. Se limpiarán a fondo las fundas de las colchonetas interiores ya que su correcta limpieza y estiba permiten alargar su vida útil y hace que resulte más agradable su uso. Para ello se deben dejar secar las espumas interiores directamente al sol unas horas. Es de suma importancia contar, en caso de tener previsto realizar visitas esporádicas a bordo, con algún tipo de deshumidificador. Tanto los eléctricos como los de tipo bola seca permiten reducir la humedad en los interiores, disminuyendo con ello el olor y la sensación de que tapizados, mobiliario...se mantienen mojados.

3) Cofres y armarios

Es más que recomendable que una vez al año, preferiblemente a la hora de realizar el invernaje al acabar la temporada, se vacíen completamente todos los cofres, armarios y cajones y los limpiemos. De este modo podremos evitar la acumulación de humedades y olores, eliminado la suciedad y el moho, así como las posibles manchas de óxido que pudieran aparecer que, además, nos permitirán determinar su origen por si hubiera alguna avería oculta. Cuando los cofres estén limpios y secos se podrán volver a llenar...lo menos posible si no tiene previsto pasar alguna que otra jornada a bordo. Es recomendable además mantener las tapas y puertas abiertas durante el periodo de inactividad para que no se quede el aire estancado.

4) Escotillas

La perfecta estanqueidad de las escotillas puede resultar determinante para la seguridad de su embarcación, por lo que se debe comprobar la misma, revisando el buen estado de las juntas y de los anclajes y aprovechando el invierno para sustituirlos si fuera necesario.

5) Achique

Si tiene pensado pasar largos periodos sin visitar su barco y no puede controlar, tan a menudo como le gustaría, las posibles entradas de agua, es imprescindible revisar previamente el perfecto funcionamiento de las bombas de achique, que por supuesto deben tener interruptores automáticos en perfecto estado, además de controlar que el circuito de desagüe esté en buenas condiciones y los filtros, si los hubiera, limpios. Por otra parte, tampoco está de más limpiar la sentina para eliminar olores y, una vez seca, dejar los paneles del suelo abiertos, así evitaremos la acumulación de humedad.

6) Electrónica

Aunque muchas veces no se percate, la electrónica de a bordo puede sufrir sulfataciones en los conectores o cables que se han mellado ligeramente, que poco a poco pueden ser atacados por la humedad y el óxido, afectando a su posicionamiento. Por esa razón es preciso dedicar un tiempo a revisar toda la electrónica, limpiando y secando las pantallas y repetidores y comprobando el estado de su cableado, además de limpiar y proteger con algún spray protector los conectores.

7) Motor

Aunque sea de modo básico, en las embarcaciones que equipan motores interiores, la cámara debe ser limpiada, secada y ventilada con cierta frecuencia. Y éste es el momento perfecto para eliminar los puntos de óxido que pudieran haber aparecido y para repintar las zonas desgastadas, además de limpiar los filtros de aire y agua de refrigeración y comprobar que no existen pérdidas de aceite o agua, además del >strong>estado de las correas, por ejemplo, del alternador. En cuanto a los fuerabordas, abriremos la carcasa y comprobaremos los mismos puntos, dejando ventilar, antes de taparlo, limpiar exteriormente y elevar preferiblemente por completo del agua. En el apartado mecánico, dependiendo del tipo de invernaje y del periodo de tiempo que se vaya a estar parado, se deben seguir las instrucciones del fabricante del motor para esa tarea, o dejarlo directamente en manos nuestros mecánicos profesionales para que se encarguen de ello.

8) Aire acondicionado

En el caso de disponer de aire acondicionado, del que tanto se abusa en ocasiones durante el verano, es recomendable realizar un buen mantenimiento, sobre todo teniendo en cuenta el largo periodo de inactividad que supone frecuentemente el invierno. Marcas de referencia en este tipo de instalaciones, proponen un proceso específico para cada uno de sus modelos pero, en general, podemos pensar primero en cerrar los grifos de paso del agua del circuito de refrigeración, para evitar posibles escapes, limpiar las rejillas y, en lo posible, los tubos de aireación, limpiar o cambiar los filtros si fuera necesario, revisar el estado y engrasar los conectores eléctricos y revisar el funcionamiento y el nivel de sonoridad del motor del compresor por si fuera necesario un ajuste.

9) Inodoro

Uno de los puntos más sufridos de su embarcación es, sin duda, el aseo, en el que el inodoro merece un cuidado especial al final de la temporada. Además de los cuidados generales, a la hora de su revisión resulta siempre imprescindible tomar en consideración las recomendaciones de cada fabricante y modelo en particular.

En conclusión, contamos con un equipo de profesionales totalmente cualificados para desempeñar cualquiera de las tareas de invernaje comentadas. Si desea realizar el invernaje de su embarcación en Menorca o la custodia de embarcaciones en Menorca, en Island Yachts Broker tenemos la solución.